Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Decoterapia | 2 agosto, 2021

Scroll to top

Top

2 Comments

Familia Numerosa

Familia Numerosa
Margot Pardos

FAMILIA NUMEROSA: MATRIMONIO, CUATRO HIJOS Y UN PISO PEQUEÑO ¿DÓNDE  NOS METEMOS?

Aunque los tiempos que corren no parecen los más adecuados para realizar el esfuerzo que supone ubicar en nuestras vidas una familia numerosa, es gratificante saber que hay matrimonios que apuestan por un mayor número de hijos, convencidos de la riqueza de experiencias que conlleva.

Dadas las circunstancias actuales del mercado laboral y la consecuente reducción de ingresos, la familia de nuestro caso tuvo que trasladarse a un piso más pequeño, con 3 dormitorios. A priori, sus necesidades consistían en un dormitorio conyugal; un pequeño despacho, ya que uno de los progenitores trabajaba desde casa; y una cocina mayor, lo que les dejaba con un solo dormitorio para los cuatro niños.

DECOTERAPIA:

Ya os hemos contado en varios de nuestros post, que las dimensiones de nuestros espacios nunca deberían ser un problema si sabemos cómo adecuarlas a nuestras necesidades.

En este caso, lo que hicimos fue ampliar el largo de la cocina anexando tan sólo 30 cm. que restamos al salón, lo que fue suficiente para poder ubicar dos zonas: una para muebles y otra para un office. Esta última la empapelamos para diferenciar óptica y espacialmente ambas zonas y conseguir que las dos parecieran más amplias. No debemos olvidar que las cocinas en nuestras vidas son espacios de disfrute y comunicación, factores necesarios en cualquier familia.

Otro cambio que hicimos fue convertir la zona de bañera de uno de los cuartos de baño en dos duchas, de manera que logramos ampliar su rendimiento. El dormitorio conyugal lo respetamos, ya que estamos convencidos que la maquinaria que mueve las familias son los progenitores y necesitan un espacio de tranquilidad y descanso para acometer mejor sus funciones día a día.

Y por último, le dimos una solución a los dormitorios, que aunque no fuera definitiva en el tiempo, sí suponía un equilibrio para todas sus necesidades: racionalizamos el espacio dejando el más pequeño como despacho y zona de estudio para los más mayores.

En el segundo dormitorio conseguimos las dimensiones necesarias para poder ubicar 4 camas sin esa sensación de agobio y poca maniobrabilidad que suponen las literas.
Os presentamos dos opciones, una más infantil y otra más juvenil, pero sobre todo nos gustaría recordaros que la convivencia entre hermanos en esas edades mágicas en las que nos contamos todo va a suponer una mayor implicación sentimental entre ellos para el futuro.

 

 

CUATRO CAMAS: 2 vistas y otras 2 con ruedas ocultas debajo de la tarima de la zona de estudio.

 

 

Si nuestros hijos comparten un mismo espacio, aprenderán a respetarse en la convivencia.- Margot Pardos

Comments

  1. Carlos Pérez

    La idea es muy interesante. También me gusta la idea de colores más suaves porque siempre se tiende a poner colores muy fuertes en los cuartos de niños y eso cansa.

    • Hola Carlos:
      Nos encanta subir nuestras experiencias y que opineis!!!
      Un dormitorio infantil es como tener la posibilidad de vivir un sueño,
      no hay muchos más momentos en nuestras vidas donde el color en su máxima saturación
      nos sea tan cómodo, pero muy cierto ,es también, que dar paz a nuestros niños en
      este mundo de locos…es un logro!!!!

Submit a Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies